Defensor público: “Hemos conseguido fortalecer la institucionalidad”

IBARRA.- El Defensor Público General, Ángel Torres Machuca, cumplió una extensa agenda en las provincias de Imbabura y Carchi y, en su visita a Ibarra, dio a conocer sus principales gestiones y logros, empezando por la socialización de la Ley Orgánica de la Defensoría Pública, que llegó a todos los funcionarios locales, para que la apliquen y der a conocer su contenido, en cada una de sus gestiones.

¿Durante su visita a Imbabura y Carchi, que actividades se cumplieron?
“En la visita cerramos la Ruta de los Derechos, que es un recorrido que hemos realizado con nuestras unidades rodantes, que son oficinas móviles donde van defensores públicos y un asistente legal, en donde se brinda asesoría y patrocinio legal a los lugares más alejados. Además socializamos la Ley Orgánica de la Defensoría Pública, que es importante que la ciudadanía conozca, porque ahí se delimitan los servicios que brindamos y el objetivo es que lleguen a las personas de escasos recursos económicos, porque muchas veces se ha distorsionado el servicio. Esta Ley no quita trabajo a nadie, ya que la idea no es restringir las labores, sino por el contrario es una Ley para los ecuatorianos, y que más bien, fortalece que el servicio llegue a las personas de escasos recursos”.

¿Desde cuándo está vigente esta Ley?
“La Ley fue aprobada en el último mes de mayo y la hemos socializado a través del pleno del Consejo de la Judicatura, de los Colegios de Abogados; en las provincias estamos haciendo reuniones constantes con los gremios de profesionales, con la finalidad de que conozcan el texto que contiene”.

¿Desde cuándo se encuentra al frente de la institución?
“Participé en el concurso del año 2015, soy defensor público desde abril de 2016, soy un funcionario de carrera. El 31 de agosto de 2018 fui encargado por Julio César Trujillo como Defensor Público General.

¿A su llegada, qué falencias encontró en la institución?
“Hemos trabajado básicamente en fortalecer la institucionalidad, y creo que lo hemos conseguido. Se ha logrado obtener la Ley Orgánica de la Defensoría Pública que es para todos los ecuatorianos, se ha cambiado la estructura interna, además de reconstruir el edificio de la Defensoría de Manabí, que fue destruido por el terremoto de 2016 y está funcionando en un sitio nuevo, remodelado y funcional”.

¿Cómo evalúa la labor de la Defensoría Pública en la provincia de Imbabura?
“Hacen un buen trabajo. Los profesionales que tenemos son abogados muy bien preparados que están constantemente siendo especializados por nuestra institución y desarrollan un trabajo técnico, eficiente y no hemos tenido quejas, ya que su labor que contribuye a todo el sistema de la Función Judicial”.

¿Cuáles son las principales falencias que tiene la Defensoría Pública?
“El principal problema que tiene la Defensoría es la falta de recursos económicos, ya que no contamos con el personal suficiente y tenemos actualmente un déficit de 200 defensores a nivel nacional; no contamos con la debida infraestructura, ya que la mayoría de nuestros espacios, a nivel nacional, funcionan en el Consejo de la Judicatura, Fiscalía, otros en GAD, otros arrendamos y algunos son propios y, de esa manera, desarrollamos nuestro trabajo. A pesar de ello contamos con 189 puntos de atención a nivel nacional, tenemos 68 consultorios jurídicos gratuitos que fueron acreditados por la Defensoría Pública. Tenemos a disposición un formulario web que está en nuestra página, a través de la cual los usuarios pueden acceder a la asignación de un abogado especializado en el tema materia de su consulta. También contamos con dos unidades móviles rodantes que recorren el país, brindando asesoría y patrocinio legal gratuito”.

¿Cuántos defensores existen en la institución y qué funciones cumplen estas unidades móviles?
“Son 704 defensores públicos a nivel nacional y concluimos la Ruta de los Derechos con las unidades móviles y el apoyo de organismos internacionales como la ACNUR, que es quien financia este recorrido, en donde se visitaron 15 provincias, 52 cantones y 102 puntos de atención a nivel nacional. En este recorrido hemos logrado 2 965 atenciones en asesorías y 138 en patrocinios judiciales a nivel nacional”.

¿Finalmente, cuál ha sido el aporte de la Defensoría en la actual crisis carcelaria?
“La Defensoría Pública ha planteado 10 nudos críticos a la Asamblea Nacional, que consideramos que son importantes de solucionar para el descongestionamiento de las cárceles, planteamos también esto al Presidente de la República.
Hemos contribuido en la reforma al reglamento del SNAI y estamos trabajando de manera activa con defensores en las cárceles, para brindar asesoría y patrocinio legal gratuito. Es un compromiso que también hemos asumido, para poder contribuir en temas de beneficios penitenciarios y la institución está abierta a poder brindar esa asesoría”.